Aloe ferox

Aloe Ferox (del cabo): Características, cuidado y cultivo

El Aloe Ferox es un tipo de Aloe  con largas hojas carnosas y dientes espinosos. Esta especie desarrolla una tonalidad rojiza en sus hojas al crecer en un ambiente de pleno sol. El Aloe Ferox también produce flores de color naranja que florecen de forma muy vistosa.

Tiende a ser confundido por algunos inexpertos con el Aloe Vera, pero son estas características físicas y algunas propiedades lo que lo apartan de la otra popular especie.

  • Se da mejor a pleno sol y sombra parcial.
  • Su hábitat natural son las áreas secas y suelos rocosos.
  • No requiere de mucho riego. 
  • Puede crecer hasta 2 metros de altura.
  • Alcanza hasta 91 cm de ancho.
  • Puede tolerar bajas temperaturas hasta – 6°C máximo.
  • Posee propiedades cicatrizantes. 
  • Utilizada para tratar heridas y quemaduras.
  • Contribuye a la regulación intestinal.
  • No es tóxica para humanos o animales. 
  • Puede ser propagada mediante semillas y esquejes.

Cuidado y propagación

Cuidado general del Aloe Ferox

El Aloe ferox requiere de exposición directa al sol para un pleno desarrollo.  Es muy resistente a temperaturas elevadas y también es tolerante al frío. Debe ser cultivada en suelos rocosos con drenaje apropiado. Sus raíces no deben ser expuestas al agua de forma constante.

Riego

Al ser una planta del desierto, puede sobrevivir sin ningún problema en ambientes secos .Sus gruesas hojas acumulan el líquido necesario para mantenerse vivas. Debido a estas características el Aloe Ferox no debe ser regado de forma constante.

Solo se debe regar cuando el suelo se encuentre completamente seco.

El exceso de agua puede llegar a enfermar sus raíces y de esta forma provocar la muerte de la planta.

Te recomendamos leer nuestro artículo sobre Cómo regar tu planta suculenta: Aprende a hacerlo apropiadamente,  te puede resultar muy útil.

Donde plantarla

El Aloe Ferox se debe plantar es espacios completamente abiertos y con acceso a luz directa del sol.  La luz solar fomenta el crecimiento y la coloración particular en esta especie. El sustrato donde se desee cultivar debe poseer propiedades adecuadas para ayudar al drenaje del exceso de humedad. Los suelos arcillosos o que retengan mucho el agua, pueden afectar de forma permanente a la planta.

Si deseas aprender a preparar un suelo adecuado no dejes de leer nuestro artículo Sustrato para suculentas: Aprende a preparar un suelo bien drenado

Si se deseas cultivar esta planta en espacios interiores, se debe colocar en lugar donde reciba suficiente luz solar, como por ejemplo junto a una ventana bien iluminada. 

Cómo propagar el Aloe Ferox

Esta planta puede ser propagada mediante los hijos que crecen en la base de la planta madre y a través de semillas.

Semillas

Se puede propagar a partir de las semillas extraídas de la planta madre.  Selecciona las semillas y siembra en una maceta o suelo con un buen drenaje. Cubre las semillas con un poco de arena.

La temperatura ideal de germinado no debe ser menor a los 15°C, siendo la más óptima superior a los 20°. Debes regar solamente lo necesario para que germinen. Riega una sola vez luego de la siembra y vuelve a hacerlo únicamente cuando el suelo esté completamente seco. 

Para su cultivo en interiores, te puedes ayudar con una luz artificial o un calentador de semillas. El proceso de germinado es un proceso lento, no desesperes.

Compensaciones o hijos

En la base del Aloe Ferox se van a desarrollar pequeñas compensaciones. Para propagarlas solo debes cortar una de las pequeñas compensaciones con una herramienta filosa y estéril. Déjala secar durante un par de días y luego coloca sobre un suelo bien drenado.

Riega solo cuando el sustrato esté seco. Una vez el hijo desarrolle raíces procede a plantar.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *